Fundación e Historia de la Colonia Bolívar PDF Imprimir Correo
Usar puntuación: / 7
MaloBueno 
Historia y tradiciones
Escrito por Bruno Berroteran   
Jueves, 08 de Julio de 2010 03:34

Fundación e Historia de la Colonia Bolívar

Años 1874 - 1912

En Caracas, el 16 de septiembre de 1874, Emilio Yánez y Trinidad Ascanio de Yánez vendieron al Gobierno Nacional las porciones o derechos que le correspondían en la posesión nombrada Araira. De acuerdo con el documento, esos derechos tenían una extensión de 3.410 fanegadas 6.076 varas cuadradas de montes altos y gamelotales, así como 130 fanegadas 9.081 varas cuadradas de vegas, lo que representaba un total de 2.213 hectáreas. Ese mismo día el presidente de la República, Antonio Guzmán Blanco, comisionó al General Félix María Domínguez para que se trasladara a los terrenos de Araira, con el fin de dar inicio a los trabajos preparatorios para una colonia de inmigrados franceses que pensaba establecer allí, para lo cual dispuso la Junta Central de Inmigración, previa aprobación del Ejecutivo Nacional, se le entregaran mil (1.000) venezolanos, para que con ese dinero se construyeran 5 caneyes para el alojamiento provisional de varias familias, se compraran herramientas de agricultura y otros útiles indispensables, y se prepararan provisiones para los inmigrados.

ENSERES Y TRANSPORTE PARA LOS COLONOS
Posteriormente, el 12 de octubre de 1874, el Ejecutivo aprobó dos mil doscientos treinta y cinco (2.235,20) venezolanos (unidad monetaria para la época) con 20 céntimos que se usarían para la manutención,  por un mes, de las primeras 19 familias, formadas por 62 personas, que irían a Araira, a razón de 20 centavos diarios por persona, otros 20 centavos diarios para el alumbrado de cada uno de los cinco caneyes y 10 centavos mensuales de jabón por persona. Con el resto del dinero se compraron los siguientes enseres: 10 docenas de platos de metal, 10 jarrones de zinc, 6 docenas de cubiertos de hierro, 10 docenas de paños de liencillo doble, 4 docenas de vasos de zinc, 8 docenas de pocillos de zinc, 8 docenas de cucharas, 2 docenas de jarros o cantaros de hoja de lata para sacar agua, materiales para la construcción de mesas para comer con taburetes o bancos, 16 faroles con lámpara, 20 palmatorias, 18 coladores, 16 sartenes, 16 pailas, 16 ollas de hierro, 16 baldes de madera, 16 bateas, 6 pares de hierros de planchar, 6 máquinas de moler café y 40 venezolanos usados para comprar medicinas. Los instrumentos para la agricultura fueron: 2 docenas de palas de manilla, 6 docenas de azadas, 3 docenas de chicuras, 1 docena de picos, 6 docenas de machetes ingleses, 1 docena de calabozos, 4 barras de acero, 4 serruchos, 4 azuelas, 2 docenas de barrenas, 1 docena de hachas, 50 kilos de clavos de hierro, 4 martillos, 1 manilla de taladro, 25 kilos de mecates y 2 carretillas de mano. Además se compraron 40 catres forrados. Para sembrar compraron granos, legumbres, hortalizas y plátanos. Para pesar y medir llevaron 1 peso y una medida de líquidos y granos. El transporte fue costeado también con ese dinero y constó de 24 carretas que los trasladaron hasta Guatire, también cubrió el flete de los burros desde Guatire hasta la colonia para la conducción de víveres, herramientas, botiquín médico y lo demás. También se incluyó el sueldo del General Félix María Domínguez, primer Gobernador de la colonia, que era de ochenta (80) venezolanos mensuales y cuarenta (40) más del ayudante contador, Comandante José Antonio García.

ESTABLECIMIENTO Y PRIMER INFORME OFICIAL
Para el 24 de octubre de 1874 ya estaban en Araira las primeras 19 familias que dieron inicio a la Colonia Bolívar, el primer informe  oficial que remitió el Gobernador de la colonia al Presidente de la Junta Central de Inmigración dice:}
“Estados Unidos de Venezuela = Gobernación de la Colonia Bolívar = Araira octubre 24 de 1874 = Ciudadano Presidente de la Junta Central de Inmigración =  N° 1 = Tengo el honor de participar a Usted para conocimiento del Ilustre Americano Presidente de la República que las primeras familias que conduje personalmente a este lugar están acomodadas, habiendo señalado a cada uno de ellos media hectárea de tierra de vega para que trabajen hasta que se les señale definitivamente las tres hectáreas convenidas. Creo de indispensable necesidad le venida del ingeniero para que practique las demarcaciones correspondientes pues el haberles dado donde trabajen provisionalmente no ha dejado de causarles algún desagrado, en razón que el deseo de dichos colonos es estar en posesión de un terreno que puedan cultivar frutos exportables. A propósito de lo expuesto me permito indicar a usted que puede desempeñar este trato el mismo señor Francisco de Paula Torres, ingeniero de la carretera este, o el ciudadano Miguel E. Oropeza, el cual me manifestó verbalmente que está dispuesto hacer cualquier trabajo que le exija el gobierno para el desarrollo de la colonia. Aquí se presentó anoche un francés que hace tiempo está trabajando de su cuenta y pretendió quedarse en dicha colonia, pero conociéndolo de inclinación verdaderamente desordenada y con vicios desagradables, resolví negarle la entrada a este lugar. Dios y Federación”.

LAS PRIMERAS FAMILIAS FUNDADORAS CONDUCIDAS DESDE CARACAS HASTA ARAIRA FUERON:
.Depost,  Joseph, su esposa Marie y 3 hijos.
.Fiveral, Jean y su esposa Victorine
.Poyer, Jean Baptiste, su esposa Victorie Animè y un hijo.
.Chastagnet, Jules, su esposa Eloise y otra dama.
.Casteran, Auguste, su esposa Francoise Paumiere y una hija.
.Lombard, Joseph, su esposa Pauline y 2 hijos.
.Gervais, Manè, su esposa Catherine, su suegra y 3 hijos.
.Gabillard, Augustin, su esposa Eloise Marie y 2 hijos.
.Paillè, Ferdinand, su esposa Catherine, su cuñada y 2 hijos.
.Bordier, Jean, su esposa Francoise y 2 hijos.
.Sachrist, Pierre, su esposa Marie y 1 hija.
.Faillefin, Joseph, su esposa Gabrè y 2 hijos
.Fau, Frederic, su esposa Anne y 3 hijos.
.Olivier, Jean, su esposa Marie y 7 hijos
.Le Corre, Jean, su esposa Louise y 3 hijos
.Benard,  Jean, su esposa Louise Ida y 1 hija
.Favier, Pablo, su esposa Marie, Acabans, Eugne y Mehata, Habaus
.Perrotin, Jean Baptiste, su esposa Louise, 4 hijos y Logotìn, Renè Mariè, Perrotin, Renè Mariè y Logotin, Jeanne Mariè.
.Del Heury Gros, Jean, su esposa Jeanne y su suegra.

FUNCIONAMIENTO DE LA COLONIA
De acuerdo al siguiente informe del Gobernador fechado el 27 de noviembre de 1874 conocemos, entre otras cosas, que al irse adaptando al clima algunos inmigrantes se enfermaron levemente, para su atención se contrató a un medico de Guatire quien se trasladaba a Araira y los medicaba. Las lluvias de norte habían comenzado por lo que los colonos estaban contentos, mencionó que pronto comenzarían a edificar sus propias casas. Ya el ingeniero Francisco de Paula Torres estaba dividiendo las hectáreas. El Gobernador además hizo saber que en terrenos de la colonia había un número de vecinos, naturales del lugar, establecidos allí desde antes de la llegada de los colonos por lo que preguntó si los dejaría en los sitios que ocupaban y si quedarían bajo las mismas prerrogativas y derechos que los extranjeros. Especificó que él les había hecho saber que como venezolanos se les protegerían sus intereses, además de ser casi todos “liberales”. Terminó exponiendo que los terrenos de la colonia eran lo suficientemente extensos como para dejar a los venezolanos y un lote considerable de inmigrantes. El 29 de diciembre de ese año la Junta Central de Inmigración participó al Gobernador que el ciudadano Magdaleno Liébano conduciría 26 inmigrados franceses más a la colonia, los equipajes irían en 9 carros, dicen ser buenos agricultores, la mayor parte casados pero no iban con sus familias porque primero probarían si les iba bien. Estos dos contingentes de franceses no fueron los únicos que llegaron a Araira puesto que en comunicación oficial, fechada el 29 de enero de 1875 se mencionó que el día anterior había salido desde Caracas la cuarta expedición de inmigrantes para la Colonia Bolívar. En otra comunicación oficial fechada el 25 de febrero de 1875 se menciona que los colonos ya estaban construyendo sus casas y que habían tenido el nacimiento de dos niños, sin ninguna defunción, gozando todos de muy buena salud. El gobierno les había concedido 9 hectáreas a cada uno para cultivar (como el ingeniero Torres no pudo terminar la medición la continuó Pedro J. Sucre). Allí también se especificó que desde la colonia se habían trasladado a Caracas una comisión diputada por los franceses para felicitar al “Ilustre Americano” a su entrada a la capital y la formaban Mr. Clement René y Mr. Jean Louis Le Corre. El 14 de mayo de 1875 llegó a la Colonia Bolívar su segundo Gobernador, llamado el General Luis Charboné.

ESTADO DE LA COLONIA EN 1881
El 2 de agosto de 1881 el Presidente Antonio Guzmán Blanco comisionó al General Rafael Mendoza para que realizara una inspección a la Colonia Bolívar, por su informe conocemos los siguientes datos sobre la misma: Había 164 conucos de maíz, caraota y yuca, así como 14 plantaciones de café, una de ellas del inmigrante Pedro Porto, el resto de venezolanos, la mayor de estas fundaciones produciría como 10 quintales y los conucos como 2000 fanegas de maíz. Especificó que las vegas en las márgenes del río Araira eran 44, todas planas, de las cuales tenían riego 8. En las márgenes de la Quebrada llamada Ceniza había otras vegas que podían ser regadas, esta quebrada bañaba una parte de la posesión por la extensión de aproximadamente 1 kilómetro. En las márgenes de la quebrada llamada Canela también había vegas pero con el inconveniente que en verano se quedaba sin agua en algunos puntos. El poblado constaba de 29 casas habitadas, 5 de estas cubiertas de teja y el resto con techos de palma. Las de tejas eran, la del Gobernador, la de Antonio Blandé, la de Pedro Peroné, la de Juan Bautista Bruer y la de Pedro Porto. El número total de habitantes era de 446 personas, de las cuales solo 13 eran inmigrantes, a saber Antonio Caré, Antonio Blandé, su esposa y una hija pequeña, Pedro Peroné y su esposa (Marie Olivier), Juan Bautista Bruer, Amalio Cambubil, estos franceses, Eugenio Begnose (Beñosi), su esposa y 4 hijos pequeños, Pedro Porto, su esposa y 5 hijos pequeños, estos italianos, y Agustín Avellaneda con 2 hijos, isleños, el resto de los habitantes eran venezolanos. Los inmigrados habitaban el centro de la población y tenían sus conucos a sus orillas, 96 venezolanos habitaban también en el centro de la población y los 326 restantes tenían sus labranzas en diferentes puntos de la colonia. En la colonia había una yunta de bueyes de trabajo, 2 vacas de ordeño, 40 burros y como 30 cerdos. Los establecimientos mercantiles eran 5, dos pulperías que giraban con un capital como de 3000 Bs. cada una, y los tres restantes eran ventorrillos de menor importancia. El informe especificó que antes de 1879, en la época del bienio, se notaban desordenes en la colonia por los ataques que, algunas veces con razón y otras sin ella, realizaban los venezolanos contra los inmigrados, pero en ese momento, gracias a la prudencia y buen juicio del Gobernador, se notaba buena marcha y moralidad.

PAPEL DE LOS FRANCESES
El 3 de noviembre de 1881 la dirección de Inmigración de Ministerio de Fomento solicitó un informe general de la colonia al Gobernador José María González hijo, quien lo elaboró el 21 de ese mismo mes, entre otras cosas explicó que los franceses que fundaron la colonia en su mayoría no eran agricultores, unos eran artesanos, otros obreros y algunos inclinados a la vagancia, por lo que no soportaron los rigores de la vida del campo y al poco tiempo abandonaron el lugar para buscar en otros sitios trabajos acordes a sus oficios. Los que eran agricultores se quedaron y tenían fundos igual que los inmigrantes italianos que se asentaron posteriormente en la misma colonia, así como los venezolanos que estaban viviendo en esas tierras desde antes que llegaran los extranjeros. Especificó que en la colonia había varias oficinas para la fabricación de almidón y estaba establecida una escuela federal. Opinaba que debía trabajarse en abrir un camino carretero desde Guatire hasta la colonia para poder sacar con más facilidad los frutos de Chuspita, Reventón y otras partes cercanas, además de dar a los colonos sus títulos de propiedad de los terrenos para que sembraran con más confianza café y cacao. Expuso que el principal problema que consiguió en la colonia fue que algunos mal aconsejados “hijos del país” la convirtieron en foco de conspiración contra el gobierno pero ya no estaban allí y como en ella había personas “amigas de la actualidad política” de Venezuela, tales como los Generales José María González, Wenceslao Betancourt y otros, incluyendo familias enteras, se había conservado el orden y el progreso de la institución.

LLEGADA DE LOS ITALIANOS
Como vimos, en 1881, además de los pocos franceses que quedaban y los venezolanos asentados allí, había solo dos italianos junto con sus familias viviendo en la Colonia Bolívar, Eugenio Beñosi y Pedro Porto, siete años más tarde, en 1888, este panorama había cambiado y se habían establecido otras personas de esa nacionalidad con sus familias (estos habían llegado a nuestro país el 17 de febrero de 1877 provenientes de la provincia italiana de Belluno). Además de los mencionados Pedro Porto y Eugenio Begnose (Beñosi), vivían ya en Araira Ángelo y Luis Daló, Luis Troján, Bartolo Baúl, Benedicto Pitol, Domenico (Domingo) y Felice (Félix) Cassol, Juan y Francisco Bristot, Gioachino (Joaquín) Livinali, Domenico (Domingo) Delión, Pascual Zanella, Giuseppe (José) Reolón, Ángelo Stiz, Antonio Somavila, Ángelo Reveane, Vicenzo Passini, Ángelo y Domenico (Domingo) Marchioro (Melchor), Antonio Possamai, Pietro (Pedro) Demín, Francisco Grippa y Luigi (Luis) Trivisón y Nicolás Novellino. Para ese año les elaboraron planos de ubicación de sus terrenos dentro de la colonia. Además de los franceses mencionados en 1881, para 1888 estaban allí Antonio Carret y Bartolo Pastry  o Pasty.

AÑO 1897
El 8 de enero de 1897 llegó como Gobernador de la colonia Juan Ochoa Guillén y recibió la casa de gobierno junto con su mobiliario de manos del General Natividad Rojas, Gobernador saliente. El mobiliario constaba de 1 pabellón (bandera), 1 mapa de la República, 1 escaparate, 1 mesa, 1 sello de gobierno, 2 libros de registro, 1 reglamento de colonias, 8 picos, 2 escardillas, 3 palas, 1 barra y 1 carro en mal uso. En un informe que hizo el 28 de enero de ese mismo año lamenta la eliminación de la escuela que allí estaba ya que había muchos niños que necesitaban educación. El 1 de febrero de 1897 el Ministerio de Fomento aprobó destinar 400 bolívares mensuales para el sueldo de cuatro (4) agentes de policía para la gobernación de la Colonia Bolívar. El 9 de febrero de 1897 mediante resolución el Ministerio de Fomento se comisionó al ingeniero Luis Felipe Muro para que levantara un plano de la Colonia Bolívar.

AÑO 1900
El 8 de noviembre de 1899 fue nombrado como Gobernador de la Colonia Bolívar José P. Borges Requena. El 14 de febrero de 1900 escribió un informe sobre la misma, entre otras cosas mencionó que le parecía pertinente que se construyera un cementerio allí ya que los fallecidos tenían que ser llevados a enterrar a Guatire, además de finalizarse la ermita que se había comenzado a construir durante la administración del Dr. Juan Pablo Rojas Paúl y que por lo menos se estableciera una escuela federal. A pesar de las sugerencias que presentaba para el mejoramiento de la comunidad era de la opinión que la colonia debía ser eliminada como tal y debía pasar a la jurisdicción civil del Distrito Zamora. Tomando en cuenta la opinión del Gobernador, el Presidente de la República General Cipriano Castro decretó la extinción de la Colonia Bolívar el 5 de marzo de 1900, funcionado de allí en adelante como Municipio La Esperanza cuyo primer Jefe Civil fue Teodoro Y. León.

GOBERNADORES DE LA COLONIA BOLÍVAR
General Félix María Domínguez      (1874  1875)
General Luis Charboné                    (1875  1876)
Pedro Porto                                     (1876  1879)
General José María González           (1879  1885)
Coronel Federico Pacheco Jurado      (1885  1886)
Heriberto Paúl                                 (1886  1888)
Víctor M. Bigott                              (1888  1891)
La O Borges                                   (1891)
José María González                        (1891  1894)
Guillermo Tell Carranza                  (1894  1895)
Máximo Tirado                               (1895  1896)
Natividad Rojas                              (1896  1899)
J. P. Borges Requena                       (1899  1900)

PUEBLO DE ARAIRA, AÑO 1912
Ese año visitó Araira el comisionado Francisco de P. Álamo, por su informe elaborado en Caracas el 29 de junio de 1912, conocemos que la siembra de café prosperaba en las tierras altas del norte, tales como El Oso y El Bautismo, había en esas montañas cerca de 200.000 árboles, el 75 % de los cuales estaba en plena producción. La producción anual se estimaba en 1.000 quintales, hacia las montañas del sur no se sembraba ese rubro. Mencionó que solo había 500 árboles de cacao, que darían como 5 fanegas y explicó que las condiciones del terreno no eran aptas para ese fruto. Había en la colonia trenes de rayar yuca para producir el almidón, la mayor parte de ésta la llevaban desde Capayita, Cupo, Kempis, Las Pailas, etc. En las montañas del norte también se cultivaba apio y el ocumo boliviano, los que se producían con “un grosor y tamaño incomparables”. Entre las leguminosas la preferida era la caraota negra, el maíz se daba tardío, fructificaban bien las arvejas, garbanzos, habas, cebollas, ajos y legumbres. En los conucos de abajo se cultivaba maíz en las dos estaciones, además de yuca, auyama, ñame, mapuey, frijoles, quinchonchos, guaracaros y demás menestras. Menciona que los frutales eran escasos pero si los sembraran, a su parecer, prosperarían, recomendaba cultivar la vid como se hacía en Guarenas y Guatire, sitios donde la uva tenía fama de ser “riquísima”. Plátanos y cambures no habían muchos, algunos en las vegas y en las haciendas de café para dar sombra a las matas. Refiere que el núcleo mayor de la colonia era un potrero puesto que por no haber cercas ni divisiones las vacas, chivos, burros, cerdos y animales domésticos pastaban donde mejor les parecía. Los días de la semana el pueblo quedaba solo con las mujeres, los niños, los ancianos y los “sedentarios pulperos” ya que la mayor parte de los hombres y jóvenes tenían sus siembras y plantaciones en las montañas y tenían que trasladarse hasta ellas.

LAS ESTADÍSTICAS
El censo poblacional arrojó un total de 751 habitantes, de los cuales 368 eran varones y 383 hembras, 173 hombres adultos aptos para trabajar y 215 menores de edad. Las mujeres eran las encargadas de hacer el almidón, cuidar los animales y tejer sombreros, los muchachos de ambos sexos acudían a la escuela creada allí por el gobierno del estado. El núcleo central tenía 18 casas de teja, la mayoría de comercios, y la casa de la antigua gobernación de la colonia era el despacho de la Jefatura Municipal. Mencionó que las aguas eran potables en general, principalmente las que nacen en la Cordillera de la Costa, las del río Araira eran “fresquísimas, transparentes y de buen gusto”.  El informe presenta un resumen general que dice así: En toda el área de la colonia había 52 casas de teja y 170 ranchos de paja, de café había 186.000 matas, 500 de cacao, de yuca se beneficiaban 1.000 quintales de almidón anualmente, 109 ½ hectáreas estaban ocupadas por siembras de maíz, 40 hectáreas eran terrenos de vegas bajo cultivo, los terrenos considerados potreros eran 600 hectáreas, 210 hectáreas estaban sembradas con café y 340 hectáreas eran de montaña virgen.

PARA 1912 LOS INMIGRANTES Y SUS DESCENDIENTES O FAMILIARES ESTABLECIDOS EN ARAIRA  ERAN:
1)Pueblo: Eugenio Beñosi (italiano), Ricardo Possamai (italiano), María Possamai (italiana, tenía tren de rayar yuca para almidón), Antonio Troján (venezolano), Juana Mares de Troján (italiana), María Loire de Pastry (francesa, plantación de café), Desiderio Fanti (italiano, tren de rayar yuca para almidón), María Moró de Delión (italiana, tren de rayar yuca para almidón, molino de maíz y siembra de café), Víctor Pitol (italiano, oficina para beneficiar yuca para almidón), Maximiliano Pitol (italiano, oficina para beneficiar yuca para almidón y potrero), Antonio Daló (italiano, siembra de café y potrero), Luis Fulda (alemán, siembra de café), Antonio y Carlos Fulda (venezolanos, en la posesión de su padre), Francisco Bristot (italiano, siembra de café), Mariana Demín de Beñosi (italiana), Pedro Porto (italiano, comerciante de víveres), Luis Delión (italiano, comerciante de víveres) y Luis Porto B. (venezolano, comerciante), y 38 familias venezolanas.
2)Quebrada de Ceniza: Ángel Reveane (italiano, comerciante, potrero y siembras), Antonio Kiley (inglés, carpintero) y Pedro Jaspe (venezolano, en los terrenos que fueron de su tía la inmigrante francesa María Olivier de Jaspe), José Ruiz (español, siembra de cacao) y 16 familias venezolanas.
3)Río Araira: Juan Stiz (italiano, siembras de conuco), José Gerardi (italiano, siembra de café), Magdalena Sandón de Zanella (italiana, siembra de conuco), Ángel Stiz (italiano, siembra de conuco), y 15 familias venezolanas.
4)Santa Rosalía: No vivían familias de los inmigrantes sino 9 familias de origen venezolano.
5)Quebrada Canela: Pedro Dalmagro (italiano, tren de rayar yuca para almidón, potrero y conuco), Francisco Melchor (Marchioro) (venezolano, conuco, siembra de café y potrero), Federico Salazar (español, café y conuco), y 8 familias venezolanas.
6)El Bautismo: No vivían familias de los inmigrantes sino 17 familias venezolanas con siembras de café y conucos.
7)San Rafael: Luis Zanella (italiano, siembra de café).
8)El Oso: Fernando Martel (español, siembra de café y conuco), y 16 familias venezolanas.
9)Las Dos Quebradas: No vivían familias de los inmigrantes sino 4 familias venezolanas con siembras de café y conucos.

 

Documento.- tomado de guatire.org, no hacen referencia al autor de la investigación

comments
Última actualización en Viernes, 09 de Julio de 2010 11:19
 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Artículos Relacionados

Comentarios

RSS
Template by Ahadesign Potenciado por Bruno Berroteran Araira 1998-2010 feed-image Feed Entries